1

El extraordinario viaje de la familia Otis

FOTOS: Orville Trujillo Narváez Rivera

Colaboración Especial

Ariadna Esmeralda Ávila García

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). El pasado miércoles 27 de abril de 2022, se presentó la obra El extraordinario viaje de la familia Otis, una adaptación al cuento El Fantasma de Canterville de Óscar Wilde, a cargo de la dirección de la maestra Fedra Rodarte Hirales con más de una década de experiencia, y el grupo de teatro Juglares y Arlequines, en el Centro Cultural de La Paz. Esta obra se presentó con casa llena y de forma extraordinaria, siguiendo los protocolos de seguridad, cabe resaltar que durante la presentación, se hace uso de todos los escenarios del Centro Cultural, desde que nos reciben en la explanada hasta subir a uno de los salones, que sirve como escenario de la sala de la casa de la familia, lo que ayuda a crear una atmosfera de la época del siglo XX y a adentrarnos a la historia junto con los personajes, los cuales van desde las edades de los 8 a los 14 años. Por ello, previamente entrevisté a la directora de la obra, la cuál nos comentó todos los detalles, tanto del grupo Juglares y Arlequines, hasta los detalles de la obra.

¿De qué trata el taller y grupo teatral Juglares y Arlequines?

Es un taller de teatro para niños, donde hemos procurado trabajar sobre un tema central, que en esta ocasión, fue apoyado por el programa Manos a la Obra y el tema se centraba en la familia, fue por ello que la idea nace buscar una obra que se pueda adaptar a este contexto y ayuda el hecho de que entre nosotros, ya prácticamente somos una familia, porque este es el cuarto año que estamos juntos haciendo teatro.

En cuanto al taller, los niños adquieren muchas herramientas de que educan la autonomía, pues les permite obtener mucha seguridad, mucha conciencia de de ellos es su presencia en un escenario y de su propio ser, además, muestran como perciben la realidad y es así como, el teatro nos permite esto, por lo que, entonces, pueden parecer temas muy complejos, pero de verdad los niños están mucho más allá, ya que muchas veces lo que uno espera como  docente, es que se lleven a cabo los objetivos que uno tiene planeados, sin embargo, es maravilloso ver como ellos los superan ampliamente porque son extraordinarios.

También te puede interesar: Niñas y niños a la ciencia

¿Qué edades tienen los niños que participan en el taller?

Generalmente, nosotros aceptamos a partir de los 8 años, porque a veces tenemos muchas actividades que implican lectoescritura, además de dominar algunas situaciones, ya que por ejemplo, también hacemos ejercicios sobre cómo se hace un guion, que podrían resultar complejos. Sin embargo, en esta ocasión el rango de edades oscila desde los 6 a los 14 años, ya que tenemos a una de las actrices que empezaron desde los 6 años y se han adaptado muy bien y la mayor de 14 años, que está con nosotros desde el comienzo del grupo, por ello, como mencioné, las relaciones en el grupo de teatro, se dan como una la familia, llegan los más pequeños y estos niños que ya son más grandes, pues, se convierten de alguna manera en esa o ese hermano mayor que acompaña, que ayuda y que tiene esa esa atención amorosa hacia los nuevos más pequeños.

¿Cómo llevan los preparativos los niños?

Ellos están muy entusiasmados, estos días porque han sido de una exigencia mayor, hemos tenido muchos ensayos, la obra no está sencilla, es una obra larga y hay niños que es la primera vez que están en un escenario, por lo que, tratamos de que sientan comodidad y está dirigido de una forma muy natural, ellos no están obligados a hacer o ser cosas que no les gustan, o actuar una emoción que no salga de un un ejercicio previo. Ellos eligen su personaje y para ello se hace un ejercicio personal de apropiación del espacio.

Así que, si vienen a ver la obra pues van a ver una obra hecha por los niños, dirigida obviamente, por un adulto, porque se necesita que haya alguien con preparación que les diga cómo vamos a entrar o cuando se pone la luz y esto y lo otro, pero los aspectos creativos, son evolutivos y no están  sobre actuados, es decir, son 11 actores y 11 directores, pues ellos proponen algunas cosas y se quedan. Incluso, tenemos niñas y niños que ya están en el canal del teatro y pueden entrar de forma natural, se suben a ese tren de creación y entran en ese otro canal de comunicación. Que es algo muy especial cuando un ser humano tiene la posibilidad de descubrir y pues definitivamente que en el teatro hay herramientas muy buenas para ello y la vida.

¿Qué nos podría comentar acerca de la adaptación?

Pues, al ser una adaptación hay mucha libertad, lo hicimos con corte de comedia y en cuanto a los personajes, se debe adecuar al número de actores, por ello, algunos personajes que eran humanos, los hicimos animales, por ejemplo, Washington se convirtió en una mascota, que en la historia original, es el hermano mayor. Además, la historia cuenta la llegada de esta familia al Castillo de Canterville donde se van a encontrar con con el fantasma de Simón de Canterville, que es un fantasma muy simpático.

¿Por qué escogieron como escenario el Centro Cultural La Paz?

Porque es precisamente el edificio que más se parece en estructura a lo que pudiera ser el Castillo de Canterville o como nos lo imaginamos, además, por la antigüedad que tiene este edificio. La historia en el Fantasma, esa  finales del siglo XIX  y la familia llegaba más o menos a Canterville por ahí principios del siglo XX, que se asemeja a la edad de este edificio que fue construido más o menos en esa época, por lo que tratamos de recuperar este espacio antiguo y que ciertas condiciones de la de la infraestructura pues le dan mucho el encanto.

Finalmente, ¿Qué más nos podría mencionar?

Que están invitados y que siempre que vengan a ver teatro para niños, vengan con esa conciencia de respeto por ellos concentrarse en disfrutar lo que ellos están tratando de transmitir y entender que ellos están creciendo. Si tienen la oportunidad y niños pequeños, traigan a sus familias al teatro.

Por ello, te invitamos, aún quedan dos presentaciones más, que serán comunicadas por el Instituto Sudcaliforniano de Cultura (ISC) en sus redes, en el marco de las Fiestas de Fundación de La Paz, para que vengan a ver este montaje en escena extraordinario, como el título de la obra.

__

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, esto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.




Las sentinas del alma de Omar Castro

 

El librero

Ramón Cuéllar Márquez

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). La humanidad es una sucesión de historias; aún más: no tendríamos historia si no hubiera alguien que narrara. Somos esencialmente homolocuens, como apuntara hace años el filólogo Juan M. Lope Blanch (España, 1927-2002). Los nexos entre el entorno y las relaciones sociales son fundamentales para ubicar la dirección que deben tomar los personajes, hasta que estos se conviertan en seres soberanos, creíbles, ese espectro exigente que se llama verosimilitud. Incluso en los relatos fantásticos hay un dejo de realidad que permite asumir que lo que leemos tiene cimientos de dónde agarrarnos. Ese entorno en ocasiones toma partes a las que podemos darle juego para representar algo de nuestras inquietudes, algo que pueda expresar los puntos de vista, que es esencial en toda narrativa literaria.

Omar Castro (México, 1955) nos ofrece un nuevo libro —de una larga lista de obras publicadas y muy leídas en nuestro medio cultural—, Las sentinas del alma (Universidad Mundial, 2021). Su cuidadoso desarrollo nos muestra que el autor tiene oficio, que sabe delimitar sus espacios, los conflictos a los que somete a sus personajes, que son criaturas presas de sus pasiones humanas y de sus ambiciones desmedidas, todas girando en torno a sus pequeñeces cotidianas, pero sobredimensionadas por sus necesidades efímeras, que adquieren condición maloliente debido precisamente a ello. Para lograr este efecto, Omar Castro utiliza una mosca, que es una observadora casi omnipresente, como una pequeña diosa con vicios humanos y que traslapa el punto de vista del escritor para decirnos lo minúscula que es la vida, tan breve como la de ese insecto poco apreciado por las sociedades. Es decir, la mosca frecuenta las sentinas del alma porque persigue los tufos de su putrefacción. Es hombre y mujer la cloaca a la que las moscas husmean.

También te podría interesar: Crónica de los Versos de sol y viento, poemas de Érika Velázquez

Me gusta que sean los pequeños detalles los que expresen una novela que cuenta las tragedias y las oscuridades de las familias, las organizaciones religiosas y criminales, separados por un delgada línea que apenas los distingue, e incluso un poco las formas dialectales que el escritor utiliza como herramienta de identidad de la tercera persona. Hay algunas otras obras que recurren al uso de elementos del reino animal, como las memorias de aquella pulga sicalíptica del siglo XIX o bien la novela poética de Mario Jaime (México, 1977), Sangre en el Zafir (Gobierno de Guanajuato, 2014), donde el único personaje es un gran tiburón blanco; por supuesto hay otros, como el soliloquio del perro Orfeo en Niebla (1914) de Miguel de Unamuno (España, 1864-1936) o bien el zorro en El principito (1943) de Antoine de Saint-Exupéry (Francia, 1900-1944). Todos ellos no pretenden una fábula, sino que el animal es parte sustantiva de las inquietudes de los escritores para decirnos algo de la condición humana. La mosca de Omar Castro no escapa a esta categoría.

La mosca que revolotea de aquí para allá en Las sentinas del alma, es la especie que mira con ojos sorprendidos a esa otra especie extraña que es el homo sapiens sapiens. En su lapso de vida descubre los temores, alegrías, pleitos, venganzas, abusos, incongruencias de personas que están atrapadas en la vorágine de sus emociones, de las que no pueden huir porque no son conscientes de ellas, excepto la mosca que todo lo percibe desde su desprejuiciada manera de observarlas y atraída por el olor metafórico de las sentinas. La mosca pareciera muy interesada en lo que pasa, desea saber en qué terminará ese revoltijo de conflictos, cómo es que se destruyen y al mismo tiempo tratan de amarse, de supervivir en la selva cultural de las relaciones, que a veces se parecen más a un albañal. Desde la mirada múltiple de la mosca se puede apreciar fríamente que ninguno está a salvo, que tarde o temprano serán víctima de sus afrentas y errores. Se puede decir que por momentos el lector se convierte en la mosca y puede tomar distancia de los sucesos.

De este modo, el animalito al mismo tiempo trata de no ser aplastado de un manotazo, por lo que siempre está mirando desde puntos estratégicos, tal como un hombre o mujer que se cuidan de no ser destruidos en un santiamén, producto de sus propias desgracias sin control o bien por otros y otras que a la par se cuidan de lo mismo en una espiral interminable. La mosca, desde su postura privilegiada y aséptica de juicios de valor, ha aprendido muchas cosas de los humanos, que sin embargo al final no servirá absolutamente para nada porque habrá de morir y ni siquiera otras moscas, sus pares, se enterarán de sus experiencias. Y no es que la mosca esté sola o sienta algo parecido a la soledad, no, solo es un bicho que dejará su micromundo sin haber experimentado la conciencia de ser libre de su propia existencia, que para el caso es lo mismo porque a nadie le concernirá lo que le ocurra. Aquí no hay ningún efecto mariposa.

No es que los personajes no importen —la narración que nos están exponiendo—, sino que su contexto solo es útil como estructura para que la mosca viva su fugacidad, su pequeño latido de criatura que no tiene propósitos, salvo el de subsistir gracias a y a pesar de los humanos. Las sentinas del alma se trata, pues, de una perspectiva literaria sobre la naturaleza de nuestras vivencias, espejos concatenados uno tras otro, que proyectan la vida infinitamente, en un acto casi borgeano que despierta temores, donde las desgracias del pasado son tan presentes que nos sujetan y enredan con otros que ni siquiera tienen que ver con ellas, pero que a la vez también participan dejando su rastro. La vida humana es, en suma, una minúscula red de moscas perdidas en el espacio sideral de sus desventuras.

—–

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, ésto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.




Sonic 2

FOTOS: Internet

Kinetoscopio

Por Marco A. Hernández Maciel

 

País: USA

Duración: 122 minutos

Dirección: Jeff Fowler

Disponibilidad: Salas de cine

La Paz, Baja California Sur (BCS). Para todos los que crecimos en los años noventa viviendo la rivalidad de Mario vs Sonic, el anuncio de la película del erizo azul, fue un pinchazo a nuestra infancia. Quizás mucho tiempo después de su época de esplendor, pero la espera, valió la pena. En su estreno, la película de Sonic no decepcionó y entregó un producto alegre, entretenido, que hizo honor al espíritu del personaje que dominó gran parte de las consolas de 16 bits.

Con el éxito de esa película, la segunda parte era inminente, la cual acaba de ser estrenada en cine. Contando con el regreso de Jim Carrey como el Dr. Robotnik y el mismo elenco de la primera parte. Sonic 2, entrega una secuela que es prácticamente más de lo mismo, aunque eso, no es necesariamente malo.

Como cualquier videojuego exitoso, la fórmula no cambia mucho, lo que sí . Pueden variar algunos escenarios, algunos villanos son más elaborados y las gráficas pueden mejorar, pero la esencia del personaje permanece, es decir, sólo vemos nuevos niveles del juego original, y en el caso de la segunda parte de la película de Sonic, es algo muy parecido.

También te podría interesar: El Poder del Perro. La paradoja de una producción pensada para la gran pantalla, condenada a streaming

Es así, que sucedió lo esperado. la película, sigue la fórmula de la primera, ahora apoyada por un Dr. Robotnik más poderoso y con la aparición de dos personajes clásicos del videojuego como, Tails el zorro de dos colas, y Knuckles el Equidna. Mientras que Sonic sigue siendo el mismo personaje juguetón e irresponsable que sueña ahora con ser un super héroe, pero su misma inexperiencia le hace cometer muchos errores. En ese sentido, una diferencia importante con la primera película, es que la trama se centra, casi totalmente en los personajes animados, dejando casi de lado las tramas de los protagonistas humanos. De hecho, cuando la historia trata de rescatar las vidas de estos figuras, la película se siente que cae en un bache del que no sale hasta que, vemos en pantalla a los protagonistas animados de nuevo. Quizás, sea algo que considerar para próximas entregas, como mejorar la interacción o definitivamente centrarse solamente en Sonic y compañeros, pues literalmente, sus contrapartes humanas no pueden seguirle el ritmo y la velocidad al erizo creado por Sega.

El filme, también está inundado de referencias de la saga de videojuegos y todos los que lo jugaron allá en la década de los noventas, van a sacar uno que otro grito de emoción contenida con la multitud de easter eggs que vemos en pantalla, destacando la presencia de ciertos drones en forma de avispa y la secuencia del laberinto que recuerda mucho a los niveles del juego original.

En resumen, la película de Sonic, aunque pensada y disfrutable por niños, no dejará de servir como un golpe de nostalgia para aquellos nacidos en los ochentas y que hoy tienen que llevar a sus hijos al cine a ver una película para los más pequeños, de la que saldrán más emocionados ellos que sus propios hijos, pues, el filme logra rescatar el espíritu del videojuego y nos trae a Sonic justo como lo imaginamos en los añorados años noventa. Sin pretensiones exageradas, conociendo su lugar y pensado como un vehículo de entretenimiento, el filme cumple con su cometido aunque ahora sí, la fórmula terminó por gastarse y para una hipotética tercera parte es posible que esta misma forma de hacer las cosas, ya no sea suficiente.

__

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, esto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.




Qué ver en Semana Santa

California Mítica

Gilberto Manuel Ortega Avilés

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). Se viene Semana Santa, una época de reflexión, y oración para los católicos, pero a muchas personas también le gusta ver cosas de terror relacionadas con esta época, y en este articulo daremos a conocer las 5 que recomiendo ( no porque sean las mejores) sino las que en mi opinión personal son las más interesantes.

Para no recomendar la muy polémica pasión de cristo de Mel Gibson, empezaremos con la también Polémica La última Tentación de cristo 1988, ya que están de moda los multiversos y las realidades alternativas, esta película, nos presenta, que hubiera pasado si Jesús abandona su camino de mesías y toma el camino de un mortal, cabe destacar la impresionante actuación de Willem Dafoe (Alias el duende verde de Spiderman). Por otro lado, para ponernos históricos y ver a la bella Milla Jovovich librando sangrientas batallas y siendo tentada y engañada por el mismo diablo, podemos ver Juana de Arco de 1999, una película imperdible, y fácilmente disfrutable por segunda vez, y no te preocupes por los spoilers todos sabemos el final triste y ardiente de Juana de Arco.

También te podría interesar: Enigmas de Baja California Sur (I)

Una recomendación obvia seria hablar de El Exorcista de 1973, que podrá parecer anticuada y pasada de moda, pero el merito de este filme, fue en ser el primer en presentarnos un caso real en las pantallas y demostrando todo el poderío del mal, no se preocupen, el bien gana, por el momento. Y ponemos entre comillas el caso real, ya que el productor si estuvo investigando el caso de un niño poseído para llevarlo a la pantalla, pero al final, ya no obtuvo los permisos para llevar esta historia, así que se tomó varias libertades creativas para poder realizar el filme, cabe destacar que exorcistas de nombre, hablan y dicen que la película es buena, pero que en una sola película, pusieron todos los aspectos espectaculares de un exorcismo, es decir, como si en un solo caso hubieran puesto todo lo que ha pasado en todos los exorcismos registrados (pobre Linda Blair).

Ya que vivimos en una época de superhéroes recomendaremos al héroe que ha engañado al diablo, demonios y seres del mas allá, y curiosamente no es la mejor persona, ya que técnicamente esta condenada al infierno, John Constantine este exorcista y brujo inglés (basado físicamente en Sting) además de estar condenado al infierno, se la pasa el tiempo haciendo enojar aun mas a los demonios, echando a perder sus planes, de esta historia, existe una película del año 2005 interpretada magistralmente por Keanu Reeves (aunque aquí ya no parece Sting), donde se muestran todas las cualidades y defectos de este personaje, incluso momentos previos a su muerte el mismo diablo aparece para llevarse su alma personalmente. Esta gran película es muy disfrutable como película de terror o como de superhéroes, y los fans aun piden una secuela obvio, con Keanu Reeves.

Para finalizar, recomendaremos un filme mexicano, con actores mexicanos incluyendo a Joaquín Cosío, recientemente reconocido en Hollywood en películas de Suicide Squad 2 y James Bond. Aunque la película tiene muchos clichés, Belzebuth del 2017, cumple su cometido, de entretener y la actuación de Joaquín Cosío es magistral. Sin meternos en muchos spoilers, se habla de la nueva venida de Jesús, en la que vemos como un policía venido a menos, caído en vicios pero de buen corazón, se ve tentado por el mal. Esta película la podemos encontrar en varios sistemas de streaming y vale la pena mirarla.

—–

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, esto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.




Crónica de los Versos de sol y viento, poemas de Érika Velázquez

 

El librero

Ramón Cuéllar Márquez

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). Tuve la oportunidad de leer previamente lo poemas de la plaquette Versos de sol y viento (2022), de la poeta Érika Velázquez, bajo el sello editorial VagaMundos, que coordina el narrador y poeta Juan Pablo Rochín (México, 1977). Érika tiene una larga experiencia como docente, tanto a nivel medio superior como superior, lo cual le ha permitido ser maestra de varias generaciones de estudiantes, además de productora de programas y planes de estudio. No obstante, esta vez nos sorprende en el camino con un poemario que posee la capacidad de darle nombre y voz a todo lo que le rodea.

Érika Leticia Velázquez López nació en la Ciudad de México en 1976, pero radica en La Paz, Baja California Sur, desde los dos años, según nos cuenta. Sus estudios universitarios le dieron una perspectiva que ha influido en su trabajo académico y al impartir clases. Poseedora de una gran tradición literaria e impulsada por el reconocido dramaturgo, poeta y difusor cultural en el continente americano y europeo, Rubén Sandoval (México, 1948), Érika ha sabido combinar su ejercicio docente con la pasión por la poesía, que en esta ocasión se aventura con versos entrañables, creando un poderoso lenguaje que extrae de la sustancia de la vida para convertirlo en cantos llenos de una sensible manera de ver la realidad, con colores, olores. Versos de sol y viento son el resultado de esa experiencia no solo por el ámbito laboral sino por el contacto con el arte literario y la necesidad de decir las cosas de lo cotidiano.

También te podría interesar: Las películas de Batman, nuevas formas de manipulación social

  Érika Leticia Velázquez López

Presentamos su libro Juan Pablo Rochín y quien esto escribe, el pasado 25 de marzo en la Alianza Francesa y también Centro Cultural Roger de Conynck, a donde asistió un nutrido grupo de familiares, amigos e interesados en la poesía, con la magnífica anfitrionía de su director Rubén Sandoval y el acompañamiento musical de la pianista Fernanda del Peón Pacheco. La calidez y el cariño mostrados por la poeta Érika Velázquez dieron forma a una noche en que las flores, las felicitaciones y el vino asentaron una buena reunión, donde el elemento primordial fue que la literatura siempre tendrá sus caminos para manifestarse. La plaquette viene acompañada por destacadas acuarelas de la artista plástica Sandra Fiol, que le dan un rostro aún más expresivo.

Versos de sol y viento es, en sí mismo, un homenaje a la tierra, las cosas, los lugares, el mar cautivo de los silencios del mundo con su oleaje, que solo una poeta como Érika Velázquez es capaz de percibir en todo su esplendor. Siempre será una buena oportunidad de regresar a la poesía, tan milenaria, tan de origen sagrado porque viene con la especie humana, hemos crecido con ella: somos poesía desde el primer aliento.

—–

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, ésto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.