Culco | Cultura y Comunicación de B.C.S

Las Naves en la frontera

09-Jun-2022

ARTÍCULO Por Gilberto Manuel Ortega Avilés
image_pdf

FOTOS: Internet

California Mítica

Gilberto Manuel Ortega Avilés

 

La palabra frontera, esta arraigada a la búsqueda de lo desconocido, al más allá del saber común, es la puerta para salir de nuestro campo de confort.

Popularmente la palabra frontera se utiliza para definir una línea real o imaginaria entre dos lugares, ya sean estados o países, pero existen fronteras intelectuales, culturales, incluso en la lingüística, a veces que de manera deliberada impiden que el ser humano se desarrolle a su máximo potencial, sin la supervisión de aquellos que organizan y delimitan el mundo.

Incluso, la llamada Ultima Frontera el espacio es el lugar que ocupa la atención de los ufólogos del todo el mundo, pero obviamente no existe ninguna ultima frontera, hasta donde sabemos prácticamente el universo es infinito, o por lo menos para la condición humana lo es, y estos millones de fronteras siempre están plagadas de objetos, luces y demás conceptos desconocidos para nosotros.

También te podría interesar: La verdad está ahí afuera

La ruptura o creación de nuevas fronteras siempre llegan de fantásticos descubrimientos, cuando Cristóbal colon navegaba al parecer sin rumbo, según su bitácora de viaje, alcanzo a observar una extraña luz que salía del mar, la cual aparentemente fue la que lo guio a encontrar América, la primera suposición para el escéptico promedio seria afirmar que se trataba de una estrella fugaz, o de algún fenómeno natural emanado del mismo océano, pero hay que recordar que Colón no era un  navegante amateur, y ellos al guiarse por las estrellas, y conocer los seres y fenómenos marinos, lo hacen menos susceptible a una equivocación.

Se habla de grabaciones editadas de la NASA, cuando Neil Armstrong llego a la luna, se encontró con seres inteligentes allá, los cuales al parecer no estaban contentos con su llegada. Lo anterior sumado a la falta de viajes futuros a la luna, nos hace sospechar, que quizás no sea una falta de interés por la luna, probablemente no estemos autorizados para visitarla, una nueva frontera no creada por nosotros. No es la primera vez que se habla de que la luna a pesar de ser nuestro satélite, pueda ser algo ajeno a nosotros.

Periódico Oficial del Gobierno de Baja California con fecha del 11 de enero de 1876. Espejo en La Luna Las observaciones realizadas por medio del telescopio recién construido en Rusia últimamente, que es el más fuerte de los conocidos hasta ahora, han dado el resultado más asombroso que podría esperarse.

Una mancha luminosa se veía aparecer cada 11 meses en el disco de la Luna, que al llamar la atención de los observadores, se le presto mayor atención y se descubrió que dicha mancha era un espejo cóncavo como de diez pies de diámetro, que probablemente los habitantes de aquel astro usan para medir la evolución de los habitantes de la tierra.

El espejo se ve desaparecer al poco tiempo como indicio que los científicos que habitan en la luna han terminado sus estudios. ​El astrónomo descubridor del espejo en la luna, declara que es irrefutable la existencia de los habitantes lunares, y menciona que los potentes telescopios no han podido identificar quienes habitan la luna debido a que la parte que se nos presenta como inhabitable son las altas e innumerables montañas; pero sin dudarlo existen en su hemisferio o puerta seres más aventajados que nosotros en ciencias.

Prueba de ello el espejo que se acaba de descubrir. Así termina esta noticia de hace más de 140 años, y nos deja con muchas intrigantes y sin duda  mucho por debatir sobre la veracidad de estos hechos, pero hay que tomar en cuenta algunas cosas, como por ejemplo, que se trata de una noticia en un periódico oficial del gobierno, es una noticia real, los rusos siempre han estado avanzados en los estudios del espacio y adelante en la carrera espacial.

Esto se habla de fronteras físicas que nos hemos creado, incluso cuando en su gobierno TRUMP hizo un anuncio de militarizar el espacio, se llego a observar una nave gigantesca, como una advertencia de no querer meternos donde no debemos, también al hablar de delimitaciones o fronteras naturales, a una de ellas podríamos considerar al mar, donde sin duda se dan la mayoría de los avistamientos, quizás para que el hombre común no pueda ir a investigarlas o quizás, simplemente porque ofrece un lugar tranquilo de resguardo para los objetos voladores no identificados.

Los llamamos OSNIS ( objeto submarinos no identificados) a pesar de ser ampliamente conocidos, cuentan con poca evidencia, debido a que uno generalmente se embarca no esta grabando todo el tiempo al mar, e incluso en muchas ocasiones la oscuridad del océano permite el ocultamiento de estos objetos.

En Baja California Sur, aunque aún este en discusión somos zona fronteriza, por lo cual también los avistamientos son frecuentes, además, que los llamados OSNIS, tienen una particular aparición según testigos en una de las playas mas famosas de México Balandra, donde se encuentra una fosa de más de 30 metros de profundidad, donde muchos testigos en noche de acampada afirmaron salir osnis de su interior, algo que ya no podremos corroborar, debido a que el acceso hoy en día es restringido a unas cuantas horas por día.

—–

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, esto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.