Culco | Cultura y Comunicación de B.C.S

Lightyear: una dosis divertida de ciencia ficción

22-Jun-2022

RESEÑA Por Marco A. Hernández Maciel
image_pdf

FOTO: Internet

Kinetoscopio

Marco A. Hernández Maciel

Pais: USA

Director: Angus MacLane

Duración: 105 minutos

La Paz, Baja California Sur (BCS). Durante toda la pandemia, el estudio de animación Pixar no había estrenado ninguna producción en las salas de cine. Desde Soul, pasando por Luca y más recientemente Red, todas fueron enviadas para alimentar al recién estrenado servicio de streaming Disney+ con resultados mayormente favorables en la crítica, dejándonos a varios con las ganas de haber podido disfrutar dichas producciones en la gran pantalla.

Tras dos años de ayuno, Pixar regresa y nos trae la aventura del Buzz Lightyear real, en el que se inspiraron los juguetes de la saga Toy Story. Si, esto suena un poco confuso y me permito aclararlo en la medida de lo posible. La historia contada en Lightyear no tiene absolutamente nada que ver con Toy Story, salvo el diseño del juguete. Creo que quedará más claro con un ejemplo: imaginen que en vez de Buzz Lightyear, el protagonista de Toy Story hubiera sido una figura de juguete de He-Man. La historia que conocimos de los juguetes de Andy no tiene nada que ver con la historia de la caricatura de He-Man, y aquí sería el mismo caso.

También te podría interesar: Jurassic World: Dominion. La creatividad en vías de extinción

Lo anterior me parece importante porque desde el estreno, he sido receptor de varias quejas muy amargas que ansiaban ver a los marcianos, a Woody o alguna interacción importante con Pizza Planeta. Nada de esto sucede y eso es algo bueno, ya que eso da pie a nuevos personajes y nuevas aventuras. Así que lo mejor es quitarnos esa expectativa y peso de encima para saborear un film de ciencia ficción que juega con conceptos como la relatividad y los viajes en el tiempo y disfruta la influencia de clásicos como Alien, Depredador, Star Wars, Star Trek y por supuesto, Wall-E.

Si, Lightyear apunta alto y busca ponerse al tú por tú con esos clásicos de la ciencia ficción. Apoyados con la siempre soberbia animación de Pixar, que película a película se supera y sorprende con los sets y decorados digitales, este film es una aventura intergaláctica divertida y emocionante que tiene su punto más fuerte en el desarrollo de sus personajes, porque si bien la capacidad técnica de Pixar es incuestionable, lo que ha hecho que este estudio sea ya un referente histórico del cine son los personajes tan entrañables que son capaces de crear, destacando la introducción de Sox, el gato cibernético que acompaña a Buzz en sus aventuras y que se convierte en el roba pantallas de la misma.

Desafortunadamente no todo es perfecto, ya que el guion del film sufre un poco al intentar develar el misterio principal, que si bien permite que la historia avance y se vuelva más emotiva, su resolución no está del todo bien ejecutada y puede provocar distracciones en el público que sigue buscando respuestas que no están de todo claras en en la trama.

​De igual forma, es notorio el peso de crear una película sobre un personaje ya conocido y muy querido, lo que presumiblemente limitó el potencial de experimentación y atrevimiento al que Pixar se ha destacado en otras producciones, como por ejemplo lo que pudimos vivir hace ya tiempo en Wall-E. En resumen, Lightyear es una memorable y emocionante aventura intergaláctica que desafortunadamente tenía un universo finito.

Quizás, sin el peso del apellido Lightyear, los realizadores de Pixar, ya liberados de esa carga, hubieran creado la aventura espacial que nos llevara al infinito… y mas allá.

__

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, esto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.