Culco | Cultura y Comunicación de B.C.S

Manuel Márquez de León. Aniversario CXCIX de su natalicio

22-Nov-2021

ARTÍCULO Por Sealtiel Enciso Pérez
image_pdf

FOTO: Archivo.

Tierra Incógnita

Por Sealtiel Enciso Pérez

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). Uno de los hijos más destacados de esta tierra sudcaliforniana ha sido el general Manuel Márquez de León. Natural del poblado de San Antonio (5 de marzo de 1822), se destacó a muy temprana edad en la vocación por las armas. A los 14 años ingresó a la Marina de Guerra como Segundo Comandante de la Goleta “Anahuac”. Participó en diferentes hechos de guerra en sitios como Olas Altas, Urías, Mazatlán, Puerto Viejo, La Paz, etcétera. Fue diputado Constituyente en 1857 y Gobernador de Durango y Sinaloa. Fue tenido en gran estima por el presidente Benito Juárez con el cual tuvo diferencias a raíz de las facultades extraordinarias con las que éste se invistió en su último periodo de gobierno, pero supieron conciliar las diferencias y Juárez lo respetaba y admiraba por la integridad y valor que demostraba en todos los actos de su vida.

Cuando el general Porfirio Díaz lanza el famoso “Plan de Tuxtepec”, Márquez de León se une a él por considerar que Díaz traería de nuevo la paz y legalidad a nuestro país. Sin embargo no tardó mucho tiempo en darse cuenta de las malsanas intenciones del dictador, y antepuso sus valores personales y el bienestar de la nación por encima incluso de su propia seguridad personal.

También te podría interesar: El descubrimiento de California: la navegación Becerra-Ximénez, 1533

Fue el 22 de noviembre de 1879 cuando lanzó el “Plan Revolucionario de El Triunfo” en el poblado del mismo nombre, en Baja California Sur. Por esas fechas, nuestro egregio personaje disfrutaba de uno de los puestos más altos en la élite porfirista, como el Comandante General del Mar del Sur; además de lo anterior, era dueño de riquezas y de un futuro promisorio. Sin embargo, para él nada valían el oro y la comodidad de un puesto importante si su patria sufría la villanía y la opresión de un dictador.

Lo anterior se lo expresó a su compadre Porfirio Díaz en una carta llena de valor civil y amor patrio, en unas de sus líneas dice: Hoy en su torpe administración ha vulnerado los santos principios que durante diez años juró sostener; que ha puesto en ridículo a la nación ante el mundo entero y que le llevaría a su total exterminio si no se marcara el alto a sus desmanes, no puedo menos de hacer por un noble sentimiento de amor patrio, lo que usted hizo por una mezquina ambición personal. De nuestra conducta juzgara el mundo muy pronto y se verá la diferencia que hay del uno al otro.

El general Márquez de León inicia su ofensiva para establecer la legitimidad en el Estado que lo vio nacer y para el mes de diciembre de 1879, logró apoderarse del puerto de La Paz en donde dispone que el Gral. Clodomiro Cota ocupe el puesto de Jefe Político. Sin embargo la falta de abastecimiento de pertrechos de guerra y alimentos hacen que su proyecto falle, y tiene que huir a los Estados Unidos para salvar su vida y la de los pocos compañeros de armas que lo secundaron. Después de permanecer desterrado por casi cinco años en este país, se le concede regresar a su patria.

Manuel Márquez de León, cansado y muy enfermo sobrevive seis años más, hasta que sucumbe víctima de un enfisema pulmonar, el 27 de julio de 1890, en la capital de México. Sus restos fueron reinhumados en el año de 1985 en el sitio donde hasta hoy descansan, en la Rotonda de los Hombres Ilustres Sudcalifornianos en La Paz. El general Manuel Márquez de León fue, es y será ejemplo de hombría, pundonor pero sobre todo de honorabilidad, la cual sólo se alcanza cuando se tiene toda una vida dedicada a exaltar los valores más trascendentales de la humanidad.

—–

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, ésto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.