Culco | Cultura y Comunicación de B.C.S

5 Estrategias para fomentar en los niños el amor por la lectura

17-Abr-2019

ARTÍCULO Por Yaroslabi Bañuelos

FOTOS: Internet

Sexo + Psique

Por Yaroslabi Bañuelos

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). La literatura es quizá la forma más bella y poderosa de encantamiento, cuando las palabras son colocadas sobre la hoja en el orden preciso, logran una sutil magia en el cerebro; la poesía, los cuentos, las leyendas y las novelas crean infinitos universos paralelos que fácilmente nos arrebatan de la cotidianidad o del hastío en el que nos hallamos inmersos, o por el contrario, algunos versos e historias provocan que entremos en contacto con realidades crudas y dolorosas que muchas veces nos negamos a ver, ya que de otra forma sería insoportable. En los niños, la literatura actúa como un hechizo capaz de tejer redes de crecimiento intelectual, emocional y social. Un niño que lee con alegría y gusto suele ser un niño más feliz, sensible y empático.

Algunos estudios pedagógicos señalan que cuando los pequeños carecen de habilidad lectora, pueden aparecer problemas en el ámbito escolar y dificultades en el aprendizaje, así como baja autoestima, escasa tolerancia a la frustración y poco autocontrol. Los beneficios de leer por placer y de tener un acercamiento a la literatura en la infancia, abarcan el desarrollo de la empatía, el autoconocimiento y la capacidad para reconocer emociones; asimismo, la lectura favorece a las habilidades lingüísticas, ya que el hábito lector enriquece el vocabulario y las expresiones verbales, incluso ayuda a mejorar la ortografía y la comprensión de diversos textos. También estimula la imaginación y la creatividad; de igual forma beneficia al desarrollo cognitivo, ya que fortalece los procesos de atención, memoria y concentración.

También te podría interesar: Las “niñas madre”, víctimas de violencia y abuso

Existen variadas estrategias que permiten promover el hábito de la lectura entre los más pequeños, esto partiendo de un contexto hogareño y familiar. A continuación se enlistan cinco de las técnicas más utilizadas para alimentar el amor y la pasión por la literatura desde una edad temprana:

1. Predicar con el ejemplo

El aprendizaje por imitación es uno de los mecanismos más efectivos en la adquisición de nuevas conductas. Si las niñas y niños observan continuamente que sus padres, tíos, hermanos mayores, abuelos, o las personas más cercanas, “devoran” libros, esta actitud fomentará la curiosidad por la lectura y  los mantendrá motivados.

2. Crear un hábito

Es recomendable establecer una rutina diaria para compartir la actividad lectora con los niños, ya que los pequeños se sienten más cómodos y seguros siguiendo planes conocidos; por ejemplo, basta con dedicar cada día —al menos— 20 ó 30 minutos para leer en familia. En un futuro, es muy probable que dicha actividad se convierta en parte de la vida cotidiana del adolescente, porque el acto de leer será visto como un comportamiento “natural”, y estará asociado con recuerdos agradables y de afecto. Asimismo, esta práctica ayuda a estrechar los vínculos familiares y fortalecer relaciones, por lo que los más chicos se sentirán acompañados y queridos.

3. Un ambiente propicio

Es de gran ayuda adaptar un rincón del hogar que esté especialmente destinado a la lectura, también es buena idea salir a leer al patio o al jardín, acomodarse en un sillón junto a una mesita con más libros, o incluso se pueden utilizar alfombras o tapetes para este fin; y por supuesto, elegir un espacio en el que los pequeños se sientan más cómodos y tranquilos. De igual forma, es muy beneficioso convertir la actividad lectora en un momento agradable y lúdico; ésta se puede combinar con juegos y dinámicas, asimismo, podemos acompañar la lectura con bocadillos, jugo, limonada, fruta, galletas, o algún alimento delicioso que sea del agrado de los niños.

4. Lectura participativa

Es conveniente animar a los niños y niñas a participar en la actividad lectora, por ejemplo, debemos permitir que ellos elijan los libros que más le atraigan, esto funciona como una motivación y  ayuda  a mantener el interés. Conforme los pequeños se desarrollen intelectual y emocionalmente, es importante guiarles a experimentar la lectura de distintos géneros literarios, esto con la intención de mejorar la perspectiva acerca de lo que les gusta leer. De la misma manera, resulta enriquecedor si alentamos la capacidad de análisis de los menores a través de reflexiones, preguntas sobre el cuento, poema o historia que leyeron, ejercicios de escritura, y sobre todo, escuchar siempre sus opiniones acerca del libro revisado.

5. Aprovechar las herramientas digitales

Un celular y una tableta no son enemigos de la infancia. Utilizados de forma consciente, y responsable, los dispositivos electrónicos también pueden ser herramientas para fomentar  el hábito de la lectura, ya que en el mundo virtual es posible encontrar distintas Apps con esta finalidad, así como libros interactivos, audiolibros, entre otros recursos. Llegó el momento de adecuarnos a las nuevas tecnologías, y considerar que el papel y el libro digital son capaces de convivir perfectamente.

Otras estrategias para impulsar la lectura en el hogar:  

  • Incluir al menos un libro en los regalos de navidad o cumpleaños.

  • Salir de paseo y aprovechar para leer en el parque, la playa o cualquier lugar que resulte agradable e inspirador.

  • Visitar librerías y bibliotecas junto a los niños.

  • Llevar siempre un libro para las esperas largas y tediosas.

Finalmente, hay que subrayar que para promover en los niños el gusto genuino por la  lectura y los libros, como adultos conviene dejar de ver esta actividad como un simple ejercicio mecánico, o como una tarea escolar cuyo único objetivo es el pedagógico; la lectura por placer nunca debería ser una obligación, un castigo o una carga tediosa. Un libro puede convertirse en el mejor amigo de un niño, y también en una herramienta de introspección y socialización al mismo tiempo, pero sólo si la lectura se realiza por verdadero gusto y elección. Disfrutemos juntos de la magia de las letras.

__

AVISO: CULCO BCS no se hace responsable de las opiniones de los colaboradores, esto es responsabilidad de cada autor; confiamos en sus argumentos y el tratamiento de la información, sin embargo, no necesariamente coinciden con los puntos de vista de esta revista digital.