Culco | Cultura y Comunicación de B.C.S

Las maldiciones de los Mundiales de Fútbol… Y de la Selección Mexicana

25-Jun-2018

ARTÍCULO Por Gilberto Manuel Ortega Avilés

FOTO: Internet.

California Mítica

Por Gilberto Manuel Ortega Avilés

 

La Paz, Baja California Sur (BCS). Muchas actividades del ser humano se ven envueltas en ciertos cábalas o costumbres para garantizar buena suerte. Algunos se persignan, rezan, o usan algún color de ropa que les de suerte, quizás estos rituales funcionen por lo menos en dar confianza a las personas.

El Santo fue un luchador mexicano que interpretó muchas películas, tanto que en muchos países se creía que era un personaje de ficción, y al llegar a México muchos extranjeros se veían gratamente  sorprendidos al ver que era real. Él juró jamás revelar su identidad porque decía que si lo hacía se iba a morir, curiosamente días después de revelar su identidad a los medios, muere, dándole un poco más de grandeza a su leyenda.

También te podría interesar: Las luces de San Telmo en tiempo de huracanes ¿realidad o mito?

La virgen de Jujuy

Antes de que Argentina ganara el Mundial México 86, el seleccionador, Carlos Bilardo, había prometido que el equipo le ofrecería el título a la virgen de Jujuy si lo conseguía. Nunca hicieron la ofrenda y la albiceleste no ha vuelto a repetir.

Guttmann y el Benfica

Otra maldición famosa del fútbol es la que le echó el entrenador Bela Guttmann al Benfica cuando le negaron un aumento de sueldo tras ganar la Copa de Europa en 1962: “El Benfica no ganará otra sin mí en el banquillo”. Y hasta ahora no lo ha logrado.

El ‘Bambino’

En el béisbol ha habido otras maldiciones famosas, como la del bambino Babe Ruth. El famoso jugador dijo en 1918 que los Boston Red Sox no volverían a ganar las Series Mundiales cuando le traspasaron a los New York Yankees. El mal fario duró 86 años, hasta 2004.

La Copa no se toca

La historia reciente demuestra que no es bueno tocar el trofeo de la Copa del Mundo ya sea por jugadores, directivos o el presidente de la república, ya que si hacen esto, no ganarán el Mundial.

Pero el caso más reconocido —al menos para los propios mexicanos— es el caso de la Selección Mexicana de fútbol de 1974, la cual se ve eliminada después de una serie de malas decisiones e incluso sospechas de brujería.

Aunque México tenia derecho a ser local en este premundial vende los derechos a Haití, al llegar al evento la selección se encuentra un ambiente hostil y duro de parte de los haitianos.

Malos resultados ocasionaron que la participación de El Tri fuera desastrosa, aunque logrando una victoria de 8 – 0 se pone con esperanzas de calificar ahí empiezan los sucesos extraños.

Quedando sólo dos partidos, uno contra Trinidad y Tobago, y otro contra Haití, México ya se veía en el Mundial, con borracheras y subestimando al rival, comenzaron a marcar el fracaso de la Selección Mexicana.

La primera señal de mal augurio fue cuando el jugador estrella El Cuate Calderón se lastima un dedo al explotarle una botella, ocasionando que no pudiera jugar, también se sumaron muchas y extrañas lesiones que muchas personas aseguraron se trataba de magia negra, incluso algunos jugadores enfermaron del estómago, por la comida que se les había dado. El resto es historia México pierde el siguiente partido y es eliminado, perdiendo su oportunidad de ir al Mundial.

Aunque todo parece indicar que este fracaso fue causado por una serie de malas decisiones siempre quedara el velo del misterio de algo sobrenatural.